Whoopie grande

Whoopies de chocolate y merengue

El libro de Mia Öhrn

La receta para whoopies es de las primeras recetas que me he atrevido a probar del libro “Macaron Cupcake Cakepop e tante altre delizie da forno” de Mia Öhrn. Ha sido el regalo de Navidad de mi amiga Mónica y le tengo mucho cariño pues sé que ella me lo ha regalado pensando en sus imágenes, sus detalles, colores y sus recetas.

Libro de recetas y postal
Libro de Mia Öhrn

Se trata de un libro de pequeñas recetas para compartir en un té o café con amigas. Recetas delicadas y con colorido.

Mis primeros Whoopies

Anteriormente había ya intentado hacer Whoopie pero usando un colorante azul y un relleno de butter cream. El resultado no fue demasiado bueno ya que tomaron un color un poco amarillento durante el horneado. La buttercream es una crema que aguanta muy bien como relleno sin abajarse y sin salirse por los bordes pero tiene que gustarte su sabor graso y muy dulzón.

whoopie de chocolate y merengue
Whoopies

Ingredientes para las bases

  • 60 gr. mantequilla a temperatura ambiente
  • 4 cucharadas de aceite de semilla
  • 220 gr. azúcar
  • 1 huevo grande
  • 2 cucharaditas de azúcar avainillado o normal si no tenéis.
  • 210 gr. de harina de reposteria
  • 90 gr. de cacao
  • 1 y 1/2cucharadita de levadura química para reposteria
  • 1 pellízco de sal
  • 2,5 dl leche

Ingredientes para el merengue

  • 3 claras de huevo
  • 7,5 cl. agua
  • 170 gr. azúcar
  • 1/2 cucharadita de aroma de vainilla (opcional)

Preparación de los whoopies

Tiempo necesario: 1 hora.

Las bases son una especie de mini bizcochitos. Debemos intentar hacer los discos lo más parecidos posible en tamaño. El relleno es realmente a nuestra elección. Siguiendo la receta del libro, yo también hice el relleno de merengue pero la verdad es que no se nota el sabor cuando te comes un Whoopie. Yo probé a darle sabor añadiendo canela al merengue y trocitos de almendras. Me gustó mucho más el resultado pero realmente recomendaría usar cremas más untuosas o sabrosas como una ganache, buttercream o incluso algo más ligero como una crema diplomática.

  1. BASES: Precalentar el horno a 200ºC
  2. Montar azúcar, aceite y mantequilla juntos.
    Puedes usar un brazo con varillas, un robot o incluso unas varillas a mano, pero debe quedar homogéneo y el azúcar debe disolverse. 
  3. Añadir huevos y azúcar avainillado.Añadir los huevos uno a uno e incorporar bien antes de añadir el siguiente.
  4. Tamizar harina, levadura, cacao y sal e incorporar.Incorporar a la mezcla un poco a la vez de la mezcla de harina, levadura, cacao y sal ya tamizados.
  5. Añadir la leche.Añadir la leche con mucho cuidado para que la mezcla no se corte ni se separe. Yo la suelo añadir poco a poco mientras sigo batiendo. La masa queda un poco líquida.
  6. Hacer discos con la masa sobre un papel de horno.Colocar un papel de hornear sobre una bandeja de horno y hacer discos con la masa y la ayuda de una manga pastelera y una boquilla redonda. En caso de no tener una manga pastelera se puede usar una bolsa de congelador cortando una de sus puntas o incluso hacer un cono con la carta de hornear. Usando cucharadas de masa también servirá, aunque saldrán mucho más irregulares.
  7. Hornear a 200ºC durante 10min.Introducir a media altura en el horno. Después dejar enfriar.
  8. MERENGUE: Montar las claras.Vamos a realizar un merengue italiano. Básicamente es el merengue en el que las claras se montan con un sirope a 120ºC. Montar las claras a una velocidad media alta para que dé tiempo a que el sirope llegue a la temperatura correcta antes de que las claras estén muy montadas.
  9. Hervir 130 gr. de azúcar y agua hasta 120ºC.Controlar la temperatura con un termómetro de cocina. El punto del sirope se puede conseguir también si lo sabemos reconocer. Después de hervir bastante, aumenta la viscosidad del agua y las burbujas se hacen más pequeñas. Si al meter una cuchara y sacarlas las gotas caen más despacio de lo que lo haría si fuese agua, seguramente estés entorno a la temperatura correcta.
  10. Verter a filo el sirope sobre las claras.Cuando las claras estén casi montadas, verter a filo el sirope a 120ºC. Sí, hay que calcular bien para que las claras estén semi montadas a la vez que el sirope esté a 120ºC. Hay que verter el sirope sin prisa pero sin pausa ya que si empieza a solidificar, nos dejará grumos en el merengue. No hay que verter hasta la última gota si esta se está volviendo dura.
  11. Batir a máxima velocidad.Continuamos montando el merengue hasta que esté muy brillante y espeso. Estará listo cuando haya casi enfriado completamente.
  12. Montar los Whoopies.Emparejamos los discos de bizcochito y los rellenamos con merengue. Podemos rellenarlos con una manga pastelera para tener un mejor resultado o usando una bolsa o cuchara igualmente.

Como podéis ver en las imágenes, yo hice dos tamaños, uno más grande y otro más pequeño ¿con cuál os quedáis?. Lo que si es importante a tener en cuenta es que los bizcochitos se quedan pegados unos a otros muy fácilmente, por lo que recomiendo que no se guarden uno sobre el otro. Una receta interesante para las meriendas o para llevar como snack al trabajo. Esos sí, habrá que probar más variedades y rellenos.

No te olvides de seguirnos en Instagram!

@reposteria.info

¡Dulces abrazos!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.